FaQ

c Expand All C Collapse All

Dentro de nuestras tareas como red está la de extender la Cultura de la Evaluación. En nuestros contactos periódicos con las administraciones públicas incidimos en las ventajas y la necesidad de evaluar, porque es imprescindible que el sector público comience a diseñar y ejecutar políticas (tomar decisiones, en definitiva) basado en evidencias y convertir esta práctica en habitual.

Por otra parte, cada vez es más frecuente encontrar convocatorias en las que se transfieren fondos a las administraciones públicas, que vienen con la condicionalidad de una evaluación integral como la que propone REDEV, desde la evaluación ex ante centrada en el diseño de la política, hasta la evaluación de impacto que cuantifica los verdaderos efectos de las intervenciones.

Las evaluaciones (los documentos que las sustentan y difunden) no son propiedad de los evaluadores sino de los sujetos evaluados o de los financiadores de las iniciativas. Si contamos con autorización para difundir los informes de evaluación, los podréis encontrar en la sección de Proyectos de esta web. Esta sección incluye el listado completo de trabajos realizados o en ejecución en aras a la transparencia.

En términos generales existe una falta de memoria y cultura evaluadora en España. La ciudadanía tiene la potestad de exigir conocer no sólo el destino de los recursos públicos administrados por los representantes e instituciones públicas, sino también si cumplen con los propósitos que dichos recursos persiguen. Con entidades privadas ocurre algo similar, en la medida en que las personas, más allá de su condición de clientes o usuarios, son un grupo de interés al que atender y reportar, por ejemplo, a través de los reportes de Información No Financiera a los que están obligados las grandes empresas. Para ejercer dicho rol por parte de la ciudadanía es necesaria una mayor transparencia de la información (no sólo en cantidad, sino en calidad y comprensión), mayor pensamiento crítico y educación.

¡Pregúntanos lo que quieras!